Esposo de Dilian Francisca Toro no aceptará retractación de Rodolfo Hernández por llamarlo narcotraficante

En las últimas horas, a través de un video en el mueble de una casa, se retractó de las acusaciones contra el excongresista Julio César Caicedo, esposo de la exgobernadora Dilian Francisca Toro, por haberlo tildado de “narcotraficante”.

Para hacer un contexto, recordemos qué dijo en la retractación y que no dejó satisfecho al exsenador tutelante:

“Me retracto de mis acusaciones en cuanto manifesté que Julio César Caicedo y Dilian Francisca Toro hubiesen tenido nexos con el narcotráfico (…) Pido disculpas por mi ligereza y hago extensiva mi solicitud de perdón públicamente, garantizando que no volveré a hacer manifestaciones de este tipo sin que exista sentencia condenatoria”, dijo Hernández.

Nos confirman que Caicedo no aceptará esta retractación por varias razones: una de ellas es porque al final de la declaración el ingeniero dice que no volverá a hacer ese tipo de manifestaciones sin que exista sentencia condenatoria. Según el tutelante, queda la sensación de que está siendo investigado o procesado por delitos de narcotráfico.

Otro de los argumentos tiene que ver con qué no se retractó en los medios en donde lo acusó de ser un narcotraficante, entre ellos El Tiempo y el canal del comediante Juanpis González, que tiene más de 1′740.000 suscriptores. Y el solo video de la entrevista con el candidato presidencial ya tiene 541.000 reproducciones.

Y, en tercer lugar, el exsenador pide que Hernández aclare explícitamente que ni él ni Dilian Francisca Toro están siendo investigados por delitos relacionados con el narcotráfico.

Con estos argumentos, interpondrá un incidente de desacato para que el candidato cumpla a cabalidad lo que le ordenó un juez.

Y, mientras tanto, Rodolfo Hernández está ocupado en otros asuntos como buscar a su fórmula vicepresidencial. Ya le hizo una propuesta a María Claudia Lacouture, exministra de Comercio, directora ejecutiva de la Cámara de Comercio Colombo Americana y presidenta del gremio empresarial, Aliadas.

Sobre esta invitación supimos que los dos se van a reunir muy pronto y que todavía no ha habido una conversación formal. Planean encontrarse y, como dice el dicho, hablar sin compromiso.