Destituyen e inhabilitan a Andrea Cortés, la primera policía trans en Colombia

Cortés es sindicada por, presuntamente, hurtar una crema facial de una droguería en el norte de Bogotá.

Andrea Cortes Guarín, la primera mujer trans en la Policía, fue destituida e inhabilitada por 11 años, luego de que, en proceso interno disciplinario, se determinara que la uniformada incurrió en falta gravísima a título de dolo por, presuntamente, hurtar una crema facial el pasado 23 de junio.

La prueba clave en este proceso que duro poco más de tres meses fue un video de las cámaras de seguridad del establecimiento comercial, en el que se ve cómo Cortes toma uno de los productos y lo guarda en una bolsa.

“No hay incongruencias entre lo dicho y visto en los videos», se concluyó en el juicio disciplinario, de acuerdo con el fallo revelado por El Tiempo.

Además, indica: “Se identifica que la funcionaria de la Policía (la patrullera Cortés), en un descuido de la señora (la regente de la farmacia), toma la crema del contorno de ojos y la mete en una bolsa (…) y se retira sin pagarla».

Según el fallo, el producto que tomó la ahora expatrullera fue una crema de contorno de ojos «por un valor de 141.000 pesos para su beneficio propio”.

Cortes, en su defensa, aseguró que pagó todos los productos y lo que se ve en el video es a ella empacando la caja de gasas y unas pastillas para el dolor de cabeza que adquirió por un valor de 13.000 pesos.

De otro lado , el abogado de Cortes afirmó que pedirán a la Procuraduría que se pronuncie porque “Fueron transfóbicos, homofóbicos y racistas al haber violado los derechos fundamentales” de su defendida.