ACNUR y Gerencia de Fronteras reconocen trabajo del Gobierno del Valle en temas migratorios

Un balance positivo entregaron entidades de cooperación internacional y del Gobierno nacional sobre las estrategias que realizan conjuntamente con la Gobernación del Valle del Cauca para la atención integral de población migrante y los refugiados en el departamento.

Según indicó Lucas Gómez, gerente de Fronteras de la Presidencia de la República, el Valle del Cauca es el octavo departamento a nivel nacional con más número de población migrante, con alrededor de 80.000 personas que decidieron instalarse en la región con el fin de buscar un mejor futuro para ellos y sus familias.

“Lo primero es hacer un reconocimiento muy grande a la Gobernación, al trabajo comprometido en temas de integración económica y social, porque la integración social es ponerse en los zapatos de los demás y el Valle del Cauca es un departamento donde ha habido siempre migraciones históricas y, sobre todo, muchos de los colombianos que regresaron de Venezuela buscaron instalarse en el Valle del Cauca. Por eso, este departamento es muy potente en temas de integración y aquí se están haciendo muchas cosas interesantes. Por eso, un reconocimiento muy grande al trabajo de la Gobernadora”, manifestó el funcionario del orden nacional.

A su turno, el jefe de la sub-oficina de ACNUR en Cali, Sander Van Niekerk, reiteró la importancia del trabajo mancomunado entre los gobiernos municipales, departamental y nacional con las ONG, en aras de fortalecer y robustecer los programas que actualmente benefician a la población migrante.

“Estamos trabajando conjuntamente, impulsando la autosuficiencia para que los refugiados migrantes venezolanos puedan buscar un empleo formal y digno para aportar a la economía local y poder dar sus aportes para el sistema de salud”, señaló.

Por su parte, el secretario de Desarrollo Económico y Competitividad del Valle del Cauca, Pedro Andrés Bravo, recalcó que gracias al apoyo de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el departamento lideró una estrategia para apoyar a medio centenar de unidades productivas de población retornada y migrante, de cara a la reactivación económica en la región. “Hoy presentamos los resultados y ellos han quedado muy motivados para poder multiplicar este programa”, puntualizó.