Se modifica la alerta roja hospitalaria en el Valle para que instituciones atiendan servicios ambulatorios y cirugías programadas

Con el propósito de abrir servicios para atender las necesidades de salud de la comunidad, el Gobierno del Valle modificó la alerta roja de la red hospitalaria declarada el pasado 2 de mayo.

“Hemos resuelto modificar nuestra alerta roja hospitalaria, si bien no podemos bajar la gravedad de nuestra alerta porque tenemos una ocupación de camas COVID de más del 95%, a partir del lunes vamos a incrementar los servicios ambulatorios y las cirugías programadas”, sostuvo la secretaria de Salud del departamento, María Cristina Lesmes.

La resolución 1.20.54-0652-1 del 8 de mayo de 2021 establece que se deben concentrar las acciones y estrategias para proteger los servicios de urgencias, unidades de cuidado intensivo, intermedio y los servicios de hospitalización que sean realmente necesarios. Cada EPS e IPS con población a cargo debe evaluar y decidir qué servicios abrirá.

“Habrá atención ambulatoria, atención domiciliaria, atención por telemedicina y otros mecanismos virtuales, pero además tendremos cirugías programadas que estaban retenidas, aquellas que no requieren un cuidado crítico al salir de la misma”, agregó la funcionaria.

La medida establece igualmente que es necesario que las instituciones de salud moderen el consumo de insumos y elementos vitales para garantizar la atención en salud priorizada. Las cirugías estéticas continúan suspendidas.